El Ministro de Trabajo, Empleo y Previsión Social, Héctor Hinojosa Rodríguez, en el encuentro con la Confederación Sindical de Médicos de Bolivia, acto que se realizó en el Banco Central de Bolivia, aseguró que “con el Sistema Único de Salud se ha puesto en evidencia una contradicción fuerte entre lo que es una salud gratuita y una salud mercantilizada, ambas propuestas tienen su ejército, el ejército blanco que está aquí es el ejército del pueblo para constituir la salud gratuita”.


El otro está en decadencia, es el que plantea que la salud debe seguir siendo un privilegio, debe seguir siendo mercancía, acotó el Ministro de Trabajo, Héctor Hinojosa, a propósito de la oposición que muestran los médicos afiliados a los colegios. Destacó que la Constitución Política del Estado designa claramente que la salud es un derecho que debe proporcionar el Estado, “es un derecho gratuito”, puntualizó.
Así también recordó que una de las cosas que se ha sellado, es que no deben tocar las Cajas de Salud y el Sistema Único de Salud no toca, no va tomar en cuenta ningún recurso de la seguridad social.
Sin embargo, los profesionales que trabajan en la seguridad social causan gran daño no solamente por los recursos sino por las huelgas “un día de huelga en la Caja de Salud significa 17.500 consultas que son suspendidas, y en dos días son 35 mil, y en tres días 52.500 que luego hay que acomodar y obviamente eso ocasiona un caos administrativo”, dijo Hinojosa.
Añadió que un día de paro en la seguridad social ocasiona la suspensión de 3.000 cirugías, en dos días son 6 mil y en tres días 9 mil cirugías, eso ocasiona y justamente es una de las causas por las que la seguridad social está como está.
El Ministro de Trabajo, Héctor Hinojosa Rodríguez, felicitó a la Confederación de Médicos de Bolivia por la entrega del documento de conclusiones de su congreso que el Poder Ejecutivo tomará en cuenta, porque es un compromiso de parte de este sector de médicos.
En verdad se ha restituido la Confederación que en la época de los 70, en la época de la dictadura de Banzer fue anulada por los colegios médicos, “esta Confederación era parte militante de la Central Obrera Boliviana, situación que debe ser restituida plenamente, porque de ese modo se ratifica la vinculación que existe entre el pueblo y los médicos”, dijo la autoridad.
En el acto participó también el Ministro de Salud, Rodolfo Rocabado, el Viceministro de Coordinación con Movimientos Sociales, Arturo Alessandri, y el presidente de la Confederación Sindical de Médicos de Bolivia, Yerson Auza, y delegaciones de las Federaciones Médicas de todo el país, que llenaron el auditorio del Banco Central de Bolivia.

Comparte