“En el Congreso Extraordinario de Pulacayo se aprueba una tesis política que resume la frustración de los mineros cuando es derrocado Gualberto Villarroel y se plantea como única tarea crear el gobierno obrero campesino para que nunca sean traicionados por clases que no son las suyas”, recordó el exdirigente sindical José Pimentel en la presentación del libro “El pensamiento político de los trabajadores mineros de Bolivia”, anoche en la ciudad de Oruro.

El libro publicado por el Ministerio de Trabajo, Empleo y Previsión Social como contribución a la recuperación de la memoria histórica fue elaborado por el SIDIS, y presentado en el Salón de Actos de la Facultad de Derecho, Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Técnica de Oruro, ante un público constituido por estudiantes, líderes sindicales, viejos luchadores y luchadoras sociales que masivamente participaron en el encuentro que unió los corazones de los eternos luchadores. Hubo música, poesía, teatro y libros.
José Pimentel, exsindicalista de larga trayectoria recordó que la Federación Sindical de Trabajadores Mineros de Bolivia (FSTMB) se creó el 11 de junio de 1944, en Huanuni, y los mineros declararon el apoyo al Gobierno de Gualberto Villarroel, cuando lo derrocan el 21 de julio de 1946, “los mineros parece que se quedaron huérfanos, había muerto su padre”.
Se recuperan y en el Congreso Extraordinario de Pulacayo aprueban la Tesis de Pulacayo que se constituye en el núcleo de la vida de los mineros. Los obreros participaron en las elecciones parlamentarias de 1947, y van como bloque minero, ganan en La Paz, Potosí y Oruro, pero los sucesos de Siglo XX en 1949, originarán la expulsión de parlamentarios, entre ellos a Juan Lechín, que fue exiliado a Chile.
José Pimentel observó que no se incluya la experiencia de los mineros del periodo de 1952 a 1964, fue en esta etapa que la FSTMB luchó de forma tenaz contra la desnaturalización de la Revolución del 52, porque reconstruyen el ejército, aprueban el Código Davenport, el Plan de Estabilización Monetaria y otras medidas que obligaron a los trabajadores a romper con el Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR).
En la época de Barrientos de 1964 a 1969 se efectuó la rebaja de los salarios hasta en un 40 %, se declara zonas militares a los campamentos mineros y retiran a 20 mil trabajadores para reincorporarlos sin pagarles los beneficios sociales, relató Pimentel.
Durante un corto período democrático con Alfredo Obando y junto a Marcelo Quiroga se nacionalizó el petróleo y reconocen las labores sindicales de la FSMTB; en el Gobierno de Juan José Torres se nacionaliza Bolívar y Matilde y se reponen los salarios a los mineros.
Pimentel hizo un emotivo recuento de las luchas que protagonizaron los mineros y la recuperación de la democracia se alcanzó con la huelga de hambre iniciada por las cuatro mujeres mineras, y de los trabajadores. Hubo democracia por un corto tiempo, el pueblo sufrió el golpe de García Meza y recién en octubre de 1982 se constituyó un gobierno democrático, pero enfrentado a la crisis y deuda externa que dejaron los gobiernos militares.
En diciembre de 2005, los mineros brindaron el apoyo a Evo Morales, pero hasta el 2015 la FSTMB tuvo una posición ambivalente sobre el Proceso de Cambio, lo que impidió su participación en la Asamblea Constituyente y en el Parlamento. Hoy la FSMTB debe retomar los espacios de discusión política y reflexionar reconociendo algunas deficiencias que tiene en su interior, planteó el exdirigente José Pimentel.
¡Salud y Gloria a los caídos de San Juan, salud y gloria a los caídos por la democracia!, dijo José Pimentel al finalizar su discurso y como homenaje a los que cayeron en la Masacre de San Juan, el 24 de junio de 1967 en Siglo XX, Cacañiri y La Salvadora.
El Ministro de Trabajo, Empleo y Previsión Social, Milton Gómez, destacó que los mineros fueron la vanguardia por su contribución a la producción, por generar debate político y por el grado de organización. “Hemos luchado, tocaba la campana o el dinamitazo, inmediatamente acudían (los mineros), por eso decimos que somos vanguardia”, dijo.
Recordando tiempos difíciles, el Ministro Milton Gómez, señaló que luego de haber sido confinado en campamentos militares junto a otros dirigentes, “puedo decir que gracias al Proceso de Cambio, ahora es lo mejor que estamos viviendo en este tiempo, porque ahora hay libertades”, expresó.
Criticó a la derecha que protagonizó los golpes de Estado y faltan a la verdad al señalar que esto sería una dictadura, “ellos son los que han aplicado la línea dura al pueblo, ahí están los heridos, en esta democracia que ahora vivimos sí podemos discutir y podeos hablar libremente”.

Comparte